Desde que el presidente de El Salvador anunciara la incorporación de bitcoin como moneda de curso legal dentro del país, se puso en juego algo más que un debate económico o legal. Entró al terreno la política y toda su maquinaria tradicional de desinformación. Algo que hace décadas viene frenando el avance de la región en todos los aspectos.

El Banco Central de Reserva de El Salvador ha publicado el segundo borrador sobre el tratamiento de ley y regulaciones sobre bitcoin en el país. El documento busca «regular los derechos y obligaciones en las relaciones comerciales entre entidades financieras y proveedores que contraten para el adecuado funcionamiento de las transacciones y pagos digitales únicamente con Bitcoin o dólares por medio de distintos mecanismos electrónicos».

En una charla que tuvimos con Lorena Robles (@Lorenarobles_sv), influencer y empresaria salvadoreña con amplia experiencia en educación sobre bitcoin en el país, nos comentó que el sentimiento en la calle sobre bitcoin es una mezcla de incertidumbres.

La iniciativa por parte del gobierno no fue solamente una noticia; hay mucho estudio previo y un equipo de investigación, no solo económico, también de desarrollo tecnológico. Los avances se están viendo según los informes públicos, pero se nota una falta de proyección educativa para los usuarios en general, comenta Lorena.

Uno de los problemas más preocupantes que se puede notar es la falta de interés por parte del empresariado del país y la inversión tecnológica que se debe desplegar para poder lograr el alcance a todos los habitantes. Sumado a estos desafíos con los que debe atravesar el gobierno, hay que sumarle el la situación política actual del país.

Desde que asumió a la presidencia, Nayib Bukele y su equipo de gestión han tenido que enfrentar una batalla política contra la oposición y su fuerza de apoyo más grande, los medios de comunicación que desinforman al público, intentando echar por la borda, cualquier intento de cambio profundo.

Una grieta política que puede verse reflejada en varios países de la región. Fuerzas económicas y mediáticas que infieren en la formación de conceptos erróneos y sin analizar cuál es el proyecto que se implementa y sin propuestas alternativas o colaboración en la investigación, atrasando y entorpeciendo así cualquier avance que se logre.

Para quienes llevamos algún tiempo conviviendo con los altibajos emocionales que generan los criptoactivos, es entendible el desinterés por el común de la gente cuando se habla de criptomendas, ya que la utilización bitcoin no es solo un cambio de moneda, sino también un “upgrade socio-cultural”.

Este 7 de Septiembre El Salvador anunciará el documento final sobre normativas y regulaciones para la utilización de bitcoin como moneda legal, obteniendo así el reconocimiento al primer país del mundo en apostar a una inclusión financiera sin precedentes.

Desde Bitsionarys tenemos muchas expectativas con el gran paso que El Salvador dará en unos días y vamos a apoyar firmemente la causa. Es nuestro compromiso ayudar en la educación simple y profesional, para todo el público. Y ya que has llegado hasta estas líneas, te invitamos a que te sumes la comunidad y apoyemos la adopción masiva y transparente de bitcoin.

“Aprende, súmate, enseña y comparte”